ORGANIZACIONES DE LA SOCIEDAD CIVIL BAJO ATAQUE Imprimir
Viernes 18 de Septiembre de 2015 12:14

El dos de marzo del año 2009 se inauguró en el Ecuador una práctica que no había sido vista nunca antes en la historia del país: la persecución a las organizaciones de la sociedad civil que, con diferentes planteamientos sobre la naturaleza y la justicia, disentían sobre el país que soñamos. Mediante una arbitraria notificación del Ministerio de Salud -usando como base legal el Decreto 982-, se informó a Acción Ecológica que había incumplido “con los fines para los que fue creada”, por lo que se retiraba nuestra personería jurídica. Varios meses después se nos la devolvió –con una fuerte campaña a nivel nacional e internacional y cientos de cartas de apoyo-,  aunque los señalamientos contra  nuestra organización no han cesado. Leer más


El 4 de diciembre de 2013 fue el turno de la Fundación Pachamama. En un Enlace Ciudadano, el presidente del Ecuador pasó un video donde se acusaba a Pachamama de querer “boicotear” la apertura de sobre con ofertas para la XI Ronda Petrolera en el sur oriente del país. Así, el Ministerio de Ambiente decidió cerrar a esta organización, esta vez escudándose en el Decreto 16, el mismo que prevé  como  causal  de disolución “desviarse de los fines y objetivos para los cuales fue constituida la organización”, y “dedicarse a actividades   de   política partidista (...),  de injerencia en políticas públicas que atente contra la seguridad interna o externa del Estado, que afecten la paz pública”. Nunca se pudo demostrar que algún miembro de esta organización hubiese participado en algún tipo de acto violento, o de acciones reservadas a los partidos. Para el gobierno la única prueba fue una invitación en redes sociales a un plantón, y en ese argumento se escudaron para clausurarla, evidenciándose que el interés detrás de este acto administrativo fue silenciar a organizaciones que defienden la Amazonía y a sus pueblos. 

Finalmente, el pasado ocho de septiembre, el Gobierno decidió iniciar un proceso de liquidación a FUNDAMEDIOS, una organización que se ha dedicado a trabajar en torno a la observación y monitoreo de agresiones a comunicadores y periodistas en el Ecuador tanto de medios públicos y medios privados, así como a la difusión de información periodística relevante en sus redes sociales. En esta ocasión, basándose en el Decreto 739, la Secretaría de Comunicación del Ecuador (SECOM) arguye que “Fundamedios ha difundido mensajes, alertas y ensayos con indiscutibles tintes políticos que dejan clara la posición de esta organización social cuyo ámbito de acción debería desenvolverse en relación a la comunicación social y al periodismo”. Y con ello pretenden dar cátedra de cómo debería ser el comportamiento de las organizaciones de la sociedad civil y su intervención en la vida pública. Por su parte, Fundamedios se ha declarado en resistencia ante esta insana práctica, de acoso, amedrentamiento, acallamiento, escarnio público, y violación a los derechos de libre asociación, expresión e información.  El apoyo a Fundamedios está llegando desde todos los rincones del mundo como el de un grupo de relatores de las Naciones Unidas y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Personalidades como Maina Kiai, David Kaye, Michael Forst, José de Jesús Orozco y Edison Lanza expresaron su preocupación por la decisión del gobierno de iniciar el proceso de liquidación de esta organización.

Otro caso emblemático es el de YASunidos. Este colectivo de jóvenes ha sido víctima de un acoso sistemático en los Enlaces Ciudadanos, en redes sociales y hasta de una estrategia de espionaje por parte de la Secretaría Nacional de Inteligencia (SENAIN) como se supo a través de varios medios de comunicación. La única razón para estos ataques fue que Yasunidos buscaban una Consulta Popular para que, en democracia directa, se pueda decidir si se explota o no el petróleo en el Yasuní-ITT, el lugar más diverso del planeta.

Expresamos nuestro respaldo a todas las organizaciones de la sociedad civil del Ecuador, y en esta ocasión a FUNDAMEDIOS, cuyo trabajo ha sido deslegitimado, ha sufrido persecución y agresiones desde el poder. Celebramos su valentía de seguir trabajando en condiciones cada vez más adversas, intolerantes, y criminalizadoras. 

Invitamos a todas las organizaciones y personas que creen en un país diferente y trabajan por ello a unirse en esta minga que es la defensa de la libertad, de la vida. Hacemos un llamado a la justicia, al respeto a los derechos humanos, al sentido común y a la sensatez, porque tenemos derecho a existir, a opinar, investigar, escribir y a recibir información clara y transparente y tenemos el derecho a decidir sobre los temas que afectan al medio ambiente y a la sociedad ecuatoriana en su conjunto. 

Acción Ecológica
www.accionecologica.org