TLC con EEUU #1: La propiedad intelectual, clave para la economía de EEUU

Escrito en . Publicado en , .

Acción Ecológica opina

Serie: ¡CUIDADO! ¡Quieren firmar un TLC con EEUU!

Estados Unidos considera que los Derechos de Propiedad Intelectual constituyen una ventaja comparativa muy importante frente a otros países del mundo. Por esta razón, utiliza todos los tratados comerciales en los que participa para imponer normas fuertes sobre propiedad intelectual que van inclusive más allá de las reconocidas en instancias multilaterales como la Organización Mundial del Comercio -OMC-.

Muchas corporaciones estadounidenses dependen de la propiedad intelectual para sus negocios.

La industria aeroespacial, la automotriz, la informática, la electrónica de consumo, la farmacéutica y la de semiconductores, dependen de la protección de patentes. La industria de software, la de procesamiento de datos, la de películas, la de publicaciones y grabación, dependen de los derechos de autor.

Las marcas comerciales y los secretos comerciales se utilizan ampliamente en la mayoría de las industrias, pero algunas de ellas son especialmente intensivas en marcas, incluidas las industrias de la indumentaria, la farmacéutica y la electrónica.

Otras industrias estadounidenses que se benefician directa o indirectamente de la protección de los Derechos de Propiedad Intelectual son las de venta al por menor y de transporte, que apoyan la distribución de bienes y servicios derivados de la propiedad intelectual.

Estas empresas representaron para Estados Unidos en 2014 alrededor de 6,6 mil millones de dólares en valor agregado; más de una tercera parte del producto interno bruto de ese país. Con el COVID-19, esta cifra debe ser mucho mayor, pues el comercio electrónico, la industria farmacéutica y las plataformas digitales son las grandes ganadoras de la pandemia.

El comercio estadounidense de mercancías

En 2014, las exportaciones de mercancías relacionadas con la Propiedad Intelectual ascendieron a 842 mil millones de dólares (el 52% del total de las exportaciones de mercancías de ese país), mientras que las importaciones de mercancías relacionadas con la Propiedad Intelectual alcanzaron los 1,391 mil millones de dólares (alrededor del 70% del total de las importaciones de mercancías de Estados Unidos). Los sectores claves para las exportaciones de mercancías intensivas en Propiedad Intelectual incluyen semiconductores y piezas eléctricas, productos químicos básicos, productos farmacéuticos y medicinas, instrumentos de medición y médicos, y equipos informáticos y periféricos (1).

En 2018, los ingresos estadounidenses del comercio transfronterizo de regalías y derechos de licencia (relacionados con patentes, marcas comerciales, derechos de autor y otros derechos intangibles) ascendieron a 129 mil millones de dólares, mientras que los pagos estadounidenses de regalías y derechos de licencia a países extranjeros ascendieron a 56 mil millones de dólares, lo que pone en evidencia el superávit comercial de $73 mil millones en favor de ese país.

Según la Alianza de Propiedad Intelectual (IIPA), en 2017 las industrias categorizadas como industrias de derechos de autor «centrales» (por ejemplo, software de computadora, videojuegos, libros, periódicos, publicaciones periódicas y revistas, películas, música grabada y transmisiones de radio y televisión) contribuyeron con alrededor de $ 1,3 billones a la economía de Estados Unidos. «Valor agregado» al PIB actual, que representa alrededor del 6,9% de la economía de ese país. El estudio también estimó que las ventas al exterior de ciertos sectores de derechos de autor de Estados Unidos totalizaron 191,2 mil millones de dólares en 2017 (2).

Comercio de servicios de Estados Unidos

En 2012, las exportaciones de servicios de las industrias intensivas en PI ascendieron a unos 81 mil millones de dólares (alrededor del 12% de las exportaciones de servicios privados de Estados Unidos). Las principales fuentes de exportación de servicios incluyeron la publicación de software, los servicios financieros, el diseño de sistemas informáticos y servicios relacionados, las industrias cinematográficas y de video, y la administración y consultoría técnica. El estudio no dio información sobre las importaciones de servicios de las industrias intensivas en PI, aunque cabe señalar que Estados Unidos tiene un superávit general en el comercio internacional de servicios.

Sin embargo, es posible que las estadísticas comerciales no capten toda la importancia de los productos intensivos en PI para la economía de Estados Unidos, ya que muchos de ellos se fabrican en el extranjero como parte de la cadena de suministro mundial y el valor agregado de estos productos no se consideran en las estadísticas comerciales. Además, las estadísticas de servicios son limitadas.

Estos datos nos revelan que, en el comercio entre el Ecuador y Estados Unidos, nuestro país exporta productos sin (o muy poco) valor agregado; mientras que la mayor parte de importaciones estadounidenses incluyen productos con alto contenido de propiedad intelectual, lo que significa una balanza comercial negativa para el Ecuador.

Significa además que, con un TLC, Estados Unidos impondrá modificaciones para endurecer las normas de propiedad intelectual en el Ecuador, con el fin de maximizar las ganancias de sus empresas. Esto traerá graves repercusiones para la población ecuatoriana, por ejemplo, en el acceso a medicinas y a la tecnología.

ACCIÓN ECOLÓGICA

Más información:
ebravo@rallt.org
semilla@accionecologica.org

REFERENCIAS:
(1)    Stephen E. Siwek, “Engines of Growth: Economic Contributions of the US Intellectual Property Industries,” commissioned by NBC Universal, 2005, p. 2.
(2)    Stephen E. Siwek, Copyright Industries in the U.S. Economy: The 2018 Report, Economists Incorporated, Prepared for the International Intellectual Property Alliance (IIPA).  

Compartir:

PUBLICACIONES

Suscríbete a la lista de correos de Acción Ecológica
CONTACTO
  • Alejandro de Valdez N24-33 y Av. La Gasca, Quito, Ecuador

  • +593 2 321 1103
  • contacto@accionecologica.org

ENVÍANOS UN MENSAJE
SÍGUENOS